Viajes a Libia 2012

Con su capital en Tripoli y un presente más que turbulento, Libia es un país formado principalmente por desiertos, y más de dos mil kilómetros de costas Mediterráneas. La llanura en las costas, y un poco más montañosa a medida que nos adentramos en el continente africano, ha permitido que la agricultura se desarrolle en la costa entre Zuara y Misurata en el oeste y de Marsa Susa a Benghazi en el este. También podemos encontrar diversos oasis esparcidos por el país.

Su clima mediterráneo hace que sea un país caluroso y seco en época veraniega, y fresco y húmedo en los meses invernales. Por esta razón, se recomienda visitar Libia entre abril y julio para visitar las ciudades ubicadas a lo largo del Mediterráneo, y de octubre a marzo si vamos a visitar el desierto.

Para entrar en Libia es necesario tener el pasaporte con traducción al árabe en el propio documento por la representación diplomática libia. Además, un visado que es emitido por la Oficina Popular (embajada), y no conceden visados en la frontera. El visado debe ser pedido con al menos veinte días de antelación a la realización del viaje. Si la estancia en el país va a ser de varios días, es necesario que en un máximo de 48 horas después de la entrada al país el pasaporte sea sellado por las autoridades de inmigración (en Tripoli o en las comisarías que tengan departamento de inmigración). Si queremos viajar al desierto, en ocasiones es necesario un permiso especial. Respecto a la salud, no es obligatoria ninguna vacuna, se recomienda beber agua embotellada, si se va a viajar al desierto o a zonas fronterizas del sur (Níger, Chad y Sudán) se recomienda contactar con los centros de vacunación de nuestro país.

Libia actúa de enlace entre el Mediterráneo Europeo y el Sáhara Africano. Es un país eminentemente petrolero, desde los años 60, en principio bajo la égida de las transnacionales estadounidenses y europeas; y a partir de 1969 se nacionaliza la explotación petrolera. Hasta 1999, cuando la ONU levantó su embargo, Libia era un país completamente cerrado, que no podía ser visitado. A partir de ese momento, el turismo se ha desarrollado de manera progresiva, dejando ver el patrimonio arqueológico recogido en el conjunto de ciudades de la Antigüedad, tales como Leptis Magna y Sabratah, consideradas patrimonio de la humanidad por la UNESCO. Además, podemos ver un desierto de arena repleto de dunas y pinturas rupestres, que se puede descubrir a lomos de un dromedario o realizando un circuito de trekking.

Son diversas las culturas que han dejado huella en Libia, que estuvo habitada durante la Edad de Piedra y la Edad de Bronce. Además, se han hallado pinturas que demuestran que vivían pueblos civilizados ya en el siglo X a.C. Su cultura gira en torno a las tradiciones populares: se suelen celebrar festivales de música y danza, donde la música tradicional árabe se hace a base de flautas y tambores; aunque su riqueza se basa en el paso de diferentes culturas a lo largo del tiempo, lo que permite convivir a las ruinas griegas y romanas con la cultura musulmana. Por ser un país musulmán conservador, sabemos que el alcohol está prohibido, y la socialización entre ambos sexos muy limitada.

Entre las principales ciudades encontramos:

Trípoli: Es una ciudad moderna con puerto. En la zona antigua -la Medina- se pueden visitar pintorescos callejones, la Mezquita de Gurgi, y otros templos, así como también el Palacio Rojo (o Asal al-Hamra) y sus increíbles vistas, donde una de sus puertas se abre a la Plaza Verde, en el centro de la ciudad. Allí podremos visitar el museo nacional Jamahirya, donde se exponen obras de arte clásico que cuentan la historia del país desde la prehistoria hasta hoy en día. Allí también encontraremos el Arco de Marco Aurelio, de origen romano.

Benghazi: Es la segunda ciudad más grande del país. Tiene un importante puerto y varias playas, y verdes montañas también, ya que son la parte más húmeda y verde del país. Tiene numerosos vestigios griegos, como la plaza de Apolo o el Templo dedicado a Zeus.

Ghadames: En 1986 fue declarada patrimonio de la humanidad por la UNESCO, y es la puerta de entrada al desierto. Vive estructurada alrededor de un fructífero oasis, y es conocida como la “Perla del Sahara”, y allí podremos visitar la Mezquita de Sidi Bedri o la Meseta de los Ídolos. Es una de las ciudades más antiguas del país.

Sabrata: Es patrimonio de la humanidad, y fue la última ciudad que se convirtió en romana. Se encuentra en una zona costera y tiene unas magníficas playas, en las que, a la orilla, se levanta un teatro romano con multitud de figuras rupestres y columnas de mármol. También podemos visitar el mausoleo del dios Bes (egipcio), las termas, las ruinas de los templos, y un museo de mosaicos.

Apolonia: También declarada patrimonio de la humanidad, es una de las cinco ciudades griegas del siglo séptimo. La parte moderna de la ciudad está construida sobre la parte antigua, pero su recinto arqueológico es bastante grande, y en él se pueden ver las ruina del Palacio del Gobernador, las basílicas bizantinas, el gimnasio, las calles y las termas.

Cerne: Se levanta sobre una montaña, y es un recinto inmenso de templos, villas, teatros, fuentes y termas griegas. Además, una necrópolis donde se aglutinan numerosas tumbas rupestres. Cerca se ubica el Templo de Zeus.

Entre los parques y reservas naturales encontramos:

Parque Nacional Abu-Ghailan: Es una zona de transición entre los hábitats áridos y semiáridos al norte del país. Entre sus objetivos está conservar la biodiversidad y su uso sostenible.

Garabulli: Se encuentra al noroeste de Libia, y fue creado en 1982. Su clima es semiárido mediterráneo, y tiene varias zonas: la zona marítima con zonas de hierba, las zonas boscosas de acacias y eucaliptus, y las dunas con escasa hierba. Entre la fauna encontramos el erizo argelino, los murciélagos, el chacal dorado, el zorro rojo, la comadreja del norte africano, la hiena rayada, el gato salvaje, la liebre y el puerco espín.

Parque Nacional Kouf: Está en la costa mediterránea, y fue declarado Parque Nacional en 1979. Es un área montañosa con clima semiárido, cuya vegetación es el matorral mediterráneo. Hay tres hábitats de vegetación: el bosque de matorral, las dunas costeras y la vegetación de wadi. Cuenta con aves residentes y migratorias, dos especies de anfibio, tres especies de tortugas, diez de lagartos y siete de serpientes.

Santuario de Fauna de Jabel Nefhusa: Está al norte de Libia, y fue declarada reserva natural en 1978. Está formado fundamentalmente por estepa semiárida y matorral, y entre la fauna podemos encontrar la liebre, el chacal dorado, el zorro rojo, la gineta, el gato salvaje, el puerco espín, el camaleón, y 46 especies de aves.

Reserva Natural Zellaf: Situado en el corazón del desierto, se estableció como Parque Nacional e 1978, y tiene un clima sahariano árido. Es una reserva de dunas móviles, y su fauna más notoria son los conejos, chacales, gatos salvajes y caracales.

 

Mas Informacion,

 

———————————————————————

 

 

 

Viajes Almusafir  / Ven y disfruta con nosotros. Viajes por la Vida

Vamos, África te espera!! Agencia de Viajes – Travel Morocco / Viajes a Marruecos / Ofertas a Marruecos

4×4 en Marruecos / viajes al Desierto

 

Agente: Faysal Mnawar

 

Tfn. 24h: +34 681 196 424

E-mail: info@almusafir.es

Web: www.almusafir.es

 

 

Facebook | twitter | flickr | Blog | Youtube | Ofertas | Catalogos Virtuales   

 

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

  • Blog Almusafir

    Blog ALMUSAFIR www.almusafir.es
A %d blogueros les gusta esto: